<- Legumbres ecológicas sin gluten
Guisante ecológico - 500 g

Guisante ecológico - 500 g

El Amasadero Valoraciones con ekomi.es
Código de producto: 935
2,80 €
Sin stock

Desconocemos los motivos que llevan a una parte (relativamente pequeña) de la población a abominar los guisantes. Tanto, que incluso han llegado a ser usados como presagio de soltería en tradiciones como la irlandesa, donde se introducían, con este significado, dentro de sus Barmbrack, unos búdines especiados y cargados de frutas escarchadas típicos de Halloween donde los guisantes convivían con otros “charms” auspiciadores de felicidad o pobreza, según cuál te tocase. Como el haba de nuestro roscón, pero en mal, vaya.

Decíamos que desconocemos los motivos para el odio y conocemos, en cambio, sus virtudes: hablamos de una legumbre que se hace pasar por hortaliza, redondita, dulce y apta para multitud de platos. Y, en este caso, ecológica, además.

En seco, los guisantes tienen el plus de que se conservan meses y años sin riesgo de criar estalactitas en el congelador ni ahogarse en una mala conserva. A cambio solo requieren el tratamiento que reciben sus primos los garbanzos o las alubias: remojo previo, que si se hace durante la noche traerá como recompensa un agua sabrosísima con la que preparar las salsas, cremas o sopas a las que destinemos el ingrediente. Otra opción, exprés, reduce a 20 o 25 minutos el remojo, si lo hacemos en caliente y con bicarbonato, aunque renunciando al caldillo mágico anterior.

(Haz que) Mole verde

Las opciones para integrar al guisante seco en nuestra mesa son, como poco, las mismas que en fresco –a excepción del consumo en crudo, claro– aunque despunta en preparaciones trituradas. Bien lo saben nuestros vecinos del sur, que preparan con él un plato de cuchara, la bissara, una crema espesa típica de Marruecos condimentada con ajo, jengibre, cominopimentón a tope de exótica para nuestro paladar. Con puerro, cebolla y patata darán un puré bastante más clásico pero igual de reconfortante.

Una vez remojados y cocidos, estos guisantes también pueden ir al mortero o al molcajete para preparar una especie de guacamole, al que darán el color y el sabor, u otro untable épico, procesados con yogurt y menta. Y enteros funcionarán en un guiso de patata, un arroz, una menestra o un minestrone. Tenedor o cuchara, tú eliges.

Para ablandar los guisantes secos tienes dos opciones:

1. Échalos en remojo durante unas 12 horas. Luego usa esa misma agua para cocerlos en ella. Tiene un sabor fantástico.

2. Cubre los guisantes con agua caliente y añade 1 cucharadita de bicarbonato y otra de sal. En 20-25 minutos los guisantes estarán tiernos, pero debes tirar ese agua y lavarlos posteriormente debajo del grifo.

En cuanto a la cocción, puedes cocerlos durante unos 15 minutos en una olla rápida o unos 30-35 minutos a fuego lento, hasta que los guisantes estén tiernos.

Características

  • Producto libre de alérgenos.
  • Sin gluten.
  • De cultivo ecológico.
  • Envasadas en atmósfera protectora.
  • Peso: 500 gramos.

Productos sin gluten de El Amasadero Productos sin trazas de alergenos Productos veganos El Amasadero Productos ecologicos certificados

  • Ingredientes : guisante 100% ecológico
  • % proteína : 12 g
  • Alérgenos : Sin gluten, sin otros alérgenos.
  • Origen : Italia
  • Certificados : Agricultura ecológica de la UE
  • Envasado : En bolsa aislante con atmósfera protectora
  • Apto para celíacos :